viernes, febrero 03, 2006

Un gato

Un amigo escribió sobre un tipo que intenta pasar una tarde tranquila con su mujer, pero entra una palomilla y lo molesta. El tipo intenta matarla y saca una pitola. Termina disparándole por accidente a la mujer y haciéndole el amor mientras ella muere.
Es un cuento más fuerte que el Gato Negro, de Poe, en la que el tipo mata a su esposa de un hachazo por andarse metiendo.
A veces un gato, a veces una palomilla. Pero siempre es la mujer la que complica las cosas por andar en medio del relajo.
¿De quién es la culpa cuando suceden tragedias?

1 Comments:

Anonymous ReDGirL said...

la culpa... de tamarindo?

Ah, no...esa es pulpa.

2:48 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home